Todo lo que necesitas saber de la Semana Santa

 

 

 

 

En las colecciones cofrades podrás encontrar un sinfín de accesorios típicos para este tipo de vestimenta asociada con cada hermandad. El color se encuentra muy presente en todo lo que rodea la Pasión en Sevilla. Las túnicas que visten los nazarenos sevillanos están repletas de diferentes matices y colores que posibilitan que delante de nuestros pasos tengamos esas estampas tan visuales y cromáticas que llaman la atención de una ciudad que se vuelca con su semana grande. El color y la vestimenta de los nazarenos también forman parte de la idiosincrasia característica de cada cofradía.

 

Para conocer el porqué de cada color o forma de la indumentaria del nazareno o penitente hay que volver la vista atrás, casi a la Edad Media, desde donde llegan los primeros indicios de lo podría entenderse como el antecesor a las túnicas actuales. La mayoría de los hábitos nazarenos de nuestras hermandades están basadas en algún hecho histórico o relación de fraternidad con alguna orden religiosa. Para conocer su actual configuración debemos fijarnos en la Hermandad del Silencio de Sevilla, la primera que adapta la túnica al estilo actual, de ahí la utilización del término de nazarenos para referirse a los penitentes. El cíngulo de nazareno deberá ir acorde a los colores de la hermandad. Hay 71 hermandades y el paso que lleva más costaleros es el paso de misterio de la hermandad de la Paz, el del señor de la Victoria con 60 costaleros.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *